El Observador +

Este sitio está optimizado para 1024 x 768 o superior.

Ir a la versión Mobile

15º C

Montevideo
H 68 %

Buscar

Sábado 18 de Agosto de 2018

Ver Páginas
Buscar

Noticias en la web - Industria audiovisual

Noticias en la web - Industria audiovisual | Edición del día Sábado 18 de Agosto de 2018

Técnicos de cine y publicidad buscan regularizar horas extras, trabajo nocturno y pagos

El gremio discute dos convenios ante la Dirección Nacional de Trabajo

Por Matías Castro, especial para El Observador

El sindicato de técnicos, trabajadores y profesionales del cine y audiovisual uruguayo, más conocido como Gremiocine, negocia dos convenios colectivos distintos ante la Dirección Nacional de Trabajo (Dinatra). Uno de ellos es con la Asociación de Productores y Realizadores (Asoprod) y refiere al trabajo específico en cine y documental. Al tener de base un convenio de 2015, las negociaciones están más avanzadas y se estima que se cerrarían en estas semanas. El otro convenio se negocia con la Cámara de Productoras de Publicidad y su gestación es más compleja ya que será el primero en su historia aunque tiene ciertos acuerdos como precedente.

"La realidad del mercado audiovisual es atípica" explica Juan Lamboglia, productor especializado en proyectos publicitarios para el extranjero e integrante de la Cámara que ha participado de las reuniones ante la Dinatra. "Trabajamos de forma zafral. La gente que contratamos es una empresa. Por eso nuestra realidad no es como en otros sectores en los que se pagan salarios mes a mes. Trabajamos en modalidad freelance en la que contratamos empresas, sociedades anónimas, sociedad de responsabilidad limitada o unipersonales".

Horas extras que no se pagan por política expresa de algunas empresas, trabajo nocturno que se paga menos de lo que dispone la ley, jornadas laborales que se extienden al máximo para comprimir los días totales de trabajo, plazos de pago de hasta seis meses o pagos más o menos inmediatos a condición de que se acepten reducciones en las tarifas, diferenciaciones según el género y la experiencia laboral. Esas son algunas de las situaciones que los técnicos de filmaciones publicitarias enfrentan periódicamente, dependiendo de las empresas productoras que los contratan. A esto se suman, según fuentes consultadas, pocas denuncias o quejas, por temor a represalias de parte de empresas que no vuelven a llamar a esos técnicos. Varias fuentes del medio confirman estas situaciones y coinciden en que no se dan en las producciones de cine y documental, sino específicamente en las publicitarias.

"La realidad del mercado audiovisual es atípica.Trabajamos de forma zafral. La gente que contratamos es una empresa. Por eso nuestra realidad no es como en otros sectores en los que se pagan salarios mes a mes. Trabajamos en modalidad freelance en la que contratamos empresas, sociedades anónimas, sociedad de responsabilidad limitada o unipersonales".

La negociación entre Gremiocine y la Cámara apunta a regularizar eso y parte de la base de que, si bien no tenían un convenio colectivo previo, hay un acuerdo de tarifas. Lo que se intenta modificar es el hecho de que las tarifas son por días de rodaje, cosa que se ajusta a ciertos rubros técnicos pero no a todos. Hay algunos rubros como la dirección, el vestuario y el arte, que implican un trabajo previo de preproducción.

Daniel Fernández, director de arte de La Redota y directivo de Gremiocine, estima que esos rubros tienen seis días de preproducción por cada día de rodaje. Dice, por lo tanto, lo siguiente: "Los que tienen preproducción no pueden meter más de tres o cuatro días de trabajo por mes porque se superponen".

"No hay puntos de conflicto ni de desencuentro", apunta Lamboglia. "Lo que el Ministerio intenta es que todas esas tarifas sean reguladas dentro de la órbita de Dinatra". Con respecto a los plazos de pago y los atrasos que se denuncian dice: "Cada empresa es un mundo distinto. Tampoco es uno de los puntos que están sobre la mesa".

Una de las propuestas que aparece sobre la mesa es la de pesificar las tarifas, la Cámara estaría de acuerdo con esa idea. También, aseguran, están de acuerdo en definir la nocturnidad.

Una de las propuestas que aparece sobre la mesa es la de pesificar las tarifas, la Cámara estaría de acuerdo con esa idea. También, aseguran, están de acuerdo en definir la nocturnidad.

Con respecto al sistema del pronto pago, que es el de pago rápido a condición de aceptar una tarifa menor, Lamboglia afirma que no entraría en las conversaciones ya que "como son negocios entre empresas es válido que si se ofrece un pago anticipado se pida un descuento".

"Si bien los técnicos son los mismos para cine y para publicidad, las condiciones son distintas y el sector empresarial es distinto", aclara Fernández, directivo de Gremiocine. "La publicidad no tienen un fin cultural, es un negocio en sí mismo. Es un negocio muy informal. Es una industria subsidiada. Está bien, ese subsidio es para financiar la industria. Pero es la misma industria que es capaz de pagarnos a seis meses".

De acuerdo a cifras registradas por el Instituto de Cine y Audiovisual Uruguayo (ICAU), el Estado renuncia anualmente a unos cinco millones de dólares por concepto de IVA que exonera a producciones publicitarias para el exterior. Ese es el subsidio al que se refiere Fernández. Esas producciones para el extranjero son la principal fuente de trabajo del mercado y de los aproximadamente cuatrocientos cincuenta técnicos que integran la industria.

Javier Palleiro, presidente de Asoprod, señala que la relación ente ellos y Gremiocine tiene muchos puntos a favor ya que, en cierto sentido, tienen una alianza al buscar objetivos similares con respecto al cine nacional. Asoprod, además, está integrada por personas que son productores y directores, pero no necesariamente empresas.

En el caso de este convenio de cine, el principal punto de discusión es la actualización de las tarifas. Para Asoprod el modo de solucionarlo es que el Estado ajuste el monto dedicado al Fondo de Fomento de veinticinco millones de pesos anuales. La propuesta es que se actualice ese fondo en unidades indexadas, de modo de que siempre acompañe la inflación y que los ajustes salariales, según dice Palleiro, "dejen de ser un inconveniente".

Ingreso Usuarios

Mensaje de error

Enviando...

Olvidé mi Contraseña

Ingresa tu casilla de e-mail para reestablecer tu contraseña.

Enviar

Aviso de suscripción

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.