El Observador +

Este sitio está optimizado para 1024 x 768 o superior.

Ir a la versión Mobile

12º C

Montevideo
H 76 %

Buscar

Viernes 25 de Mayo de 2018

Ver Páginas
Buscar

Noticias en la web - testimonios

Noticias en la web - testimonios | Edición del día Sábado 26 de Mayo de 2018

¿Qué es ser feminista hoy? Las reflexiones de 15 mujeres uruguayas

En el marco del 8M, hablan sobre género y feminismo en 2018

Florencia Infante - Actriz

La primera cosa que me gustaría pensar, es que para ser feminista, uno no necesitaría ser mujer. Bastaría con ser solo un humano.

El feminismo cambió, la mujer cambió; el mundo lo hizo desde que surgieron aquellas primeras ideas "revolucionarias" de igualdad. Pero la lucha no cambia.

Seguimos en este universo lleno de desigualdades, que se establecen solo por el género que te tocó en la lucha con otros espermatozoides. Seguimos en este universo lleno de desigualdades, que se establecen solo por el género que te tocó en la lucha con otros espermatozoides.
Hay que seguir haciendo ruido, concientizando, reclamando derechos y condiciones de vida. Amo a los hombres. No les quiero pegar ni lastimar, ni prender fuego, no quiero avergonzarlos, ni acosarlos, ni ejercerles violencia psicológica, no quiero que no puedan decidir sobre sus cuerpos, no quiero hacerlos objetos. No quiero que tengan miedo de salir solos a la calle, no quiero que ganen menos por ser hombres; no quiero que tengan que avisarles a sus amigos que "llegaron bien".

No quiero. Y tampoco quiero eso para mí y para mi hija. Y para todas las hijas... Porque aún en las diferencias, en las hermosas diferencias, nosotras también somos seres humanos. Construyamos por favor una mirada reflexiva.

El futuro depende del ahora.

08ac02 florencia infante 1 col.jpg

Laura Batalla - Médica, especialista en adolescentes

Es vivir, como mujeres y como familia, con valores humanistas de respeto, solidaridad, tolerancia, y mostrarlos como ejemplo a hijas e hijos. Es denunciar TODOS los maltratos, en TODAS sus formas: denunciar la trata, la ablación, la lapidación; la imposibilidad de estudiar, trabajar, elegir o ser elegida para millones de mujeres; denunciar el rapto y la violación como estrategia de guerra y dominio; el reclutamiento de niñas y adolescentes como prostitutas para las narcoguerrillas y el terrorismo.

Es no aceptar imposiciones en función de la cultura o la religión, a nuestros cuerpos y nuestras conductas. Es no aceptar imposiciones en función de la cultura o la religión, a nuestros cuerpos y nuestras conductas.
Es realizar acciones concretas, de escudo ante el maltrato, ANTES de lamentar la muerte. Es bregar por la igualdad de oportunidades y la paridad salarial. Ser feminista es hoy, para mí, parafraseando a Rosa Luxemburgo, continuar la lucha por ser iguales, diferentes y libres.

08ac02 batalla 1 col crédito F. Macchi.jpg

Natalia Mardero - escritora

Es no dar nada por sentado: las conquistas, las de ahora y las de antes hay que mantenerlas, defenderlas, porque nadie te garantiza que van a estar ahí por siempre. Estamos viviendo un momento relevante en la historia del feminismo, entramos en una dinámica de logros y visibilización que tiene que continuar y profundizarse; justamente ahora es cuando no se puede bajar los brazos.

Además, todavía faltan muchos derechos por conquistar. Hombres y mujeres debemos seguir cuestionando y deconstruyendo lo que conocemos como normal o natural.

Porque el feminismo es el camino más claro hacia un mundo más justo, y eso es bueno para todos, no solo para nosotras. Porque el feminismo es el camino más claro hacia un mundo más justo, y eso es bueno para todos, no solo para nosotras.
08ac02 natalia mardero 1 col crédito Agustín Fernández.JPG

Andrea Tuana - Directora Ong El Paso

Es luchar por la igualdad entre varones y mujeres. Es denunciar y transformar las relaciones de poder que someten a las mujeres y las colocan como propiedad de los varones.

Es luchar para que cada mujer sea dueña de su cuerpo y de su vida, tome sus propias decisiones y tenga las mismas oportunidades y derechos que los varones. Es cuestionar y transformar la doble moral sexual, que juzga diferente una misma conducta según la realice una mujer o un varón.
Que condena y violenta a las mujeres que transgredan los límites de una sexualidad permitida.

Es cuestionar y transformar una educación machista que impone la heterosexualidad obligatoria, que presiona a los varones a demostrar su virilidad a cualquier costo, justificando el acoso y la violencia sexual. Es cuestionar y transformar una educación machista que impone la heterosexualidad obligatoria, que presiona a los varones a demostrar su virilidad a cualquier costo, justificando el acoso y la violencia sexual.
Es lograr que al mismo tiempo que las mujeres accedan cada vez más al ámbito público, los varones ingresen al ámbito privado y asuman la corresponsabilidad de las tareas de cuidado de sus hijos e hijas y las tareas del hogar.

Ser feminista para mí hoy es luchar por un mundo en el que se establezcan relaciones de justicia, respeto e igualdad, libres de violencia y discriminación.

08ac02 tuana 1 col crédito F. Macchi.jpg

Denisse Legrand - Coordinadora y editora de feminismos de La Diaria

Ser feminista debería ser lo obvio. Porque quien no está de acuerdo con el feminismo –que propone la equidad de género, es decir, la igualdad de oportunidades para varones y mujeres– está de acuerdo con el modelo de desigualdad y violencia que tenemos hoy, en el que el varón tiene privilegios sobre la mujer. No deberíamos tener que explicar tanto por qué somos feministas, pero no es fácil, porque no todos quieren que varones y mujeres tengamos las mismas oportunidades.

El feminismo propone la liberación de la mujer y del varón de los roles impuestos por los estereotipos de género para reducir las jerarquías y el machismo, y por transitiva las desigualdades entre los sexos. El feminismo propone la liberación de la mujer y del varón de los roles impuestos por los estereotipos de género para reducir las jerarquías y el machismo, y por transitiva las desigualdades entre los sexos.
Si les dijeron que el feminismo propone otra cosa les mintieron. Sepan que el fantasma de la 'ideología de género' no existe. No es un planteo de ninguna teoría feminista, es un intento conservador de confundir y generar odio hacia quienes proponen que seamos menos desiguales.

Tranquilos todos. No queremos venganza, no queremos ocupar sus lugares, tampoco asumir el rol que tanto criticamos y que tanta violencia genera. No somos enemigos, esta lucha la tenemos que dar varones y mujeres, nos queremos juntos.

08ac02 DenisseLegrand.jpg

Valentina Prego - Presidenta del Consejo de Fútbol Femenino de la AUF

Asumir que la construcción histórica de género determinó a hombres y mujeres roles que no se adaptan a nuestro tiempo.

Reconocer la necesidad de renovar los acuerdos que hacemos como sociedad para que hombres y mujeres puedan vivir en mejores condiciones y con las mismas oportunidades.

Analizar la distribución de poder según diferentes categorías, entre las que la condición de ser hombre o mujer es, casi tanto como la clase social, uno de los factores influyentes.

Generar condiciones de equidad, valorando la diferencia y la complementariedad. Generar condiciones de equidad, valorando la diferencia y la complementariedad.
Actuar en las situaciones cotidianas integrando a hombres y mujeres según sus potencialidades e intereses.

08ac02-prego-1col.jpeg

Verónica Raffo - Abogada, socia de FERRERE

Las y los feministas de hoy perseguimos la misma meta que siempre buscó el feminismo: igualdad de derechos y oportunidades para hombres y mujeres. El talento está repartido por igual entre hombres y mujeres en el mundo y sin embargo, el talento femenino esta subrepresentado a nivel político, económico y social.

A pesar de que los estudios y la experiencia demuestran que tener más mujeres en posiciones de liderazgo y emprendiendo impacta positivamente en la economía y desarrollo sustentable de países, rentabilidad y salud organizacional de empresas y en el equilibrio de las comunidades. A pesar de que los estudios y la experiencia demuestran que tener más mujeres en posiciones de liderazgo y emprendiendo impacta positivamente en la economía y desarrollo sustentable de países, rentabilidad y salud organizacional de empresas y en el equilibrio de las comunidades.
Los feministas del siglo XXI nos sentimos agentes de cambio de la realidad que buscan contribuir a la construcción de un mundo más justo y más desarrollado.

08ac02 raffo 1 col crédito F. Macchi.jpg

Manuela da Silveira - actriz, comunicadora

El feminismo trae un conjunto de conceptos generosos para los géneros. Ve las diferencias de cada un@ y genera un terreno más equitativo. Le da voz a quien está vulnerable. Nos da voz a las mujeres, abraza y contiene a la diversidad sexual.

El feminismo también tiene lugar para los hombres. Porque está creando un mundo que será mejor para ellos. Las niñas y niños de hoy son fundamentales para el cambio que se gesta hoy. Su apertura y desprejuicio es una antena con la cual podemos sintonizar siempre. Ahora saben que hay que cuidar su cuerpo de cualquier visitante. Reaccionan, no se callan. Ya son hijos del cambio. Dicen lo que dolía decir y lo que a muchos irrita escuchar.

Soy feminista.

Por muchas de las vivencias que me atraviesan y que ya no quiero callar y escribo. Aunque me inhiba acercarme a esta corriente con menos marco teórico que muchas amigas que desde hace tiempo se desvelan por la causa.

Hablo. Aunque mi voz se ponga temblorosa a la hora de opinar, porque crecí sintiendo que lo que opino no tiene valor. Hablo. Aunque mi voz se ponga temblorosa a la hora de opinar, porque crecí sintiendo que lo que opino no tiene valor.
Las mujeres me hacen valer.

Soy feminista. Y hoy marcho. Erizada y a la orden.

08ac02 da silveira 1 col crédito F. Macchi.jpg

Sylvia Lovesio - Fiscal letrado

Desde mi experiencia, tengo la mas absoluta convicción de que cuando una mujer nos pide ayuda es porque siente que ya no le quedan puertas por golpear.

¿Cuantas veces hemos escuchados a niñas abusadas que, con una enorme capacidad de resiliencia, repiten: "¿Porque no me creen?''. El mensaje debe ser claro: si una mujer –niña, adolescente o adulta– pide ayuda, solo cabe escucharla, creerle y hacerle sentir que no esta sola.

Debemos comprender que no somos ajenos a esta realidad, nos puede golpear en cualquier momento a cada uno de nosotros, a nuestras hijas, amigas, amigas de nuestros hijos e hijas y a toda aquella mujer que muchas veces pide ayuda tan solo con una mirada porque EL MIEDO LA PARALIZA. Debemos comprender que no somos ajenos a esta realidad, nos puede golpear en cualquier momento a cada uno de nosotros, a nuestras hijas, amigas, amigas de nuestros hijos e hijas y a toda aquella mujer que muchas veces pide ayuda tan solo con una mirada porque EL MIEDO LA PARALIZA.

Esta visión busca concientizar en la actitud de empatía y compromiso, porque son las carencias que vemos todos los días en los abordajes de las situaciones vividas.

08ac02 sylvia lovesio.jpg

Elena Fonseca - Integrante de Cotidiano Mujer

Ser feminista en 2018 es tener la certeza de que sí es posible establecer el rebelde sentido común feminista.

Me acuerdo cuando después del "asesinato" de Flor de Lys Rodríguez en 1989 exigimos una ley de violencia doméstica y juristas de prosapia decían que no era constitucional, que violaba el sagrado recinto del hogar. Pero "Lo personal es político" se escuchó.

Me acuerdo de las campañas por la legalización del aborto en la calle y del perejil en el Palacio Legislativo en 2005 (simbolizando el método casero de abortar cuando era ilegal). Pero "Yo decido porque mi cuerpo es mi cuerpo" se hizo oír. Me acuerdo de las campañas por la legalización del aborto en la calle y del perejil en el Palacio Legislativo en 2005 (simbolizando el método casero de abortar cuando era ilegal). Pero "Yo decido porque mi cuerpo es mi cuerpo" se hizo oír.
Me acuerdo de ley de cuotas de 2009 y los comentarios de parlamentarios diciendo que el lugar de las mujeres era el hogar. Pero "Ni más ni menos" y la paridad recorrieron el país.

Me acuerdo de las marchas por el orgullo gay, cuatro gatas y cuatro gatos por 18 de julio en 1992. Estábamos lejos todavía del "Soy como soy" de las marchas de la Diversidad.

Nuestro indómito sentido común seguirá buscando cambiar lo que se pretende instalar como "natural", los roles, los estereotipos patriarcales entre hombres y mujeres. La desigualdad en suma, que es injusticia.

08ac02 elena fonseca 1 col.jpg

Pepi Gonçalvez -Productora audiovisual

Porque la necesidad de tener un mundo igualitario y una cultura acorde me definen.

Porque veo en ese movimiento una capacidad crítica, cuestionadora, constructiva y en evolución constante.

Porque soy un producto de la cultura y me preocupan las relaciones de desigualdad que establecen los intereses capitalistas.

Porque no estoy dispuesta a vivir asustada, acosada, amenazada por ningún tipo de violencia patriarcal. Porque no estoy dispuesta a vivir asustada, acosada, amenazada por ningún tipo de violencia patriarcal.
Porque tuve suerte y me crucé temprano con mujeres libres que me inspiraron a vivir así.

Porque siento que no estoy sola en esto, sino muy bien acompañada.

08ac02 Pepi Goncalvez.jpg

Mariana Percovich - Directora de Cultura de la Intendencia de Montevideo

Reconocer que las desigualdades entre mujeres y hombres existen y querer contribuir con medidas concretas a que esto cambie. Trabajar para cambiar una cultura centrada en los hombres y su producción intelectual, y rescatar a mujeres escritoras, artistas, que nos canten, cuenten y pinten desde nuestra propia perspectiva.

Saber que para las mujeres pobres, afro, discapacitadas hay que lograr acciones afirmativas que les permitan llegar a dónde nunca llegan. Trabajar para que todas las mujeres sean dueñas de su tiempo y sus recursos. Soportar la impopularidad de definirse como feminista y seguir trabajando. Saber que para las mujeres pobres, afro, discapacitadas hay que lograr acciones afirmativas que les permitan llegar a dónde nunca llegan. Trabajar para que todas las mujeres sean dueñas de su tiempo y sus recursos. Soportar la impopularidad de definirse como feminista y seguir trabajando.
Argumentar que las tradiciones por sí mismas no pueden justificar discriminación o subordinación de las niñas, jóvenes y mujeres. Creer en nuevas masculinidades posibles.

08ac02 percovich 1 col crédito Nairi Aharonian.jpg

Romina di Bartolomeo - Modelo

Gracias a la visibilidad del concepto de interseccionalidad en el feminismo es que se cuestiona hasta al mismo movimiento por relegar a mujeres que vivimos la desigualdad por ser negras, pobres, trans, trabajadoras sexuales y rurales o por estar en situación de discapacidad.

Alzamos la voz para terminar con la visión hegemónica feminista intelectual, colonialista y racista que predomina. Si el feminismo no es interseccional no es feminismo. Alzamos la voz para terminar con la visión hegemónica feminista intelectual, colonialista y racista que predomina. Si el feminismo no es interseccional no es feminismo.
El feminismo también me lleva a cuestionar mi lugar de trabajo, la moda, ámbito que reproduce estereotipos de belleza. También un área heteronormativa que se manifiesta en el acoso sexual naturalizado y justificado por la exposición y el cuerpo como herramienta de trabajo. Este pensamiento no hace más que deshumanizarnos y colabora con el concepto mujer-objeto que predomina.

Me parece importantísimo poner el tema sobre la mesa y comenzar a denunciar los casos de abuso dentro del mundo de la moda.

08ac02 di bartolomeo 1 col crédito F. Macchi.jpg

Florencia Domínguez - Diseñadora

Ser feminista hoy es hacer algo para cambiar lo que está mal. Es reconocer que existe una desigualdad entre los géneros, ser consciente y tomar acción.

Es creer en la equidad social, política y económica entre los hombres y las mujeres. Es creer en la equidad social, política y económica entre los hombres y las mujeres.
Porque, ante todo, somos individuos y debemos ser tratados como iguales. Es querer para todxs las libertades por las cuales peleamos. Es creer en el respeto, la aceptación, la diversidad y la libertad de ser como punto de partida.

Es indignarse, llenarse de rabia, sentir, llorar y reaccionar con amor. Con amor al género tan poderoso al que pertenecemos. Si seremos poderosas que nos han acusado de brujas.

08ac02 florencia domínguez 1 col.JPG

Florencia Núñez - música

Creo que es la única forma de ser si somos mujeres activas en nuestra sociedad en 2018; luchando por la equidad de género, por cambiar nuestra realidad y la de quienes vendrán.

Aspiramos a ser tomadas en cuenta por nuestra capacidad, talento, profesión; a caminar tranquilas por la calle y a despegarnos de los roles que nos son asignados por el simple hecho de ser mujeres.

En esa asignación de roles se esconde habitualmente la violencia que recién ahora se está empezando a visibilizar de a poco. En esa asignación de roles se esconde habitualmente la violencia que recién ahora se está empezando a visibilizar de a poco.
Molesta el hecho de que queramos salir de ese rol asignado por la costumbre y los mandatos sociales, y es incómodo para algunos. Pero ser feminista es buscar una sociedad mejor para todos.

florencia núñez byn.jpg

Ingreso Usuarios

Mensaje de error

Enviando...

Olvidé mi Contraseña

Ingresa tu casilla de e-mail para reestablecer tu contraseña.

Enviar

Aviso de suscripción

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.