El Observador +

Este sitio está optimizado para 1024 x 768 o superior.

Ir a la versión Mobile

11º C

Montevideo
H 87 %

Buscar

Jueves 24 de Mayo de 2018

Ver Páginas
Buscar

Noticias en la web - ARQUEOLOGÍA

Noticias en la web - ARQUEOLOGÍA | Edición del día Viernes 25 de Mayo de 2018

Resuelto el misterio de la "Momia que grita"

Exámenes de ADN revelan que podría tratarse del hijo del faraón egipcio Ramsés III y que participó de su asesinato

El Antiguo Egipto siempre ha sido objeto de numerosos enigmas y uno de ellos era el de "la Momia que grita". Durante 3.000 años la momia que fue tratada con todos los rituales propios de la realeza ha mantenido intacto un chillido de dolor en su rostro, puesto sobre ella también se practicaron rituales para maldecirla, para que no alcanzase el Más Allá.

Ahora, gracias a exámenes de ADN, se supo que la momia fue hijo del faraón Ramsés III y, lo que es probable, es que haya sido partícipe de su muerte.

El faraón, cuenta la historia, fue asesinado en la conocida como la "Conspiración del Harem" para que pudiera ascender al trono el Príncipe Pentaur (la momia), hijo de una de sus esposas, Tyli, en vez del heredero legítimo, Ramsés IV. No obstante, este fue coronado faraón de Egipto y arrestó a los conspiradores.

Los arqueólogos aseguran ahora que la Momia que grita es el Príncipe Pentaur, el que fue obligado a suicidarse; de ahí la mueca en su rostro. Es más, se cree que se ahorcó por las marcas en su cuello.

"La espantosa momia de Unknown Man E, también conocida como la 'Momia que grita', ha confundido a los eruditos por mucho tiempo", dijo el arqueólogo Zahi Hawass a Al-Ahram Weekly.

La Momia que grita fue descubierta en 1886 por el arqueólogo Gaston Maspero, cerca del Valle de los Reyes, entre los faraones más grandes del Antiguo Egipto. Pese a estar enterrada con la realeza, el sarcófago era de madera y no tenía ninguna inscripción. A diferencia de otras momias, los órganos internos no habían sido extraídos y el líquido embalsamante, que normalmente se introduce por un agujero en el cráneo, se lo habían introducido por la garganta. Además, tenía los pies y las manos atadas y no había sido envuelta en lino, sino en piel de oveja, que los egipcios consideraban impura.

"Tal momificación ha dejado perplejos a los egiptólogos y nadie ha logrado conocer la historia detrás de esa momia hasta el lanzamiento del Egyptian Momia Project hace varios años para crear una base de datos completa de información forense relacionada con la colección de momias en el Museo Egipcio", comentó Zahi Hawass.

Ingreso Usuarios

Mensaje de error

Enviando...

Olvidé mi Contraseña

Ingresa tu casilla de e-mail para reestablecer tu contraseña.

Enviar

Aviso de suscripción

Lorem ipsum dolor sit amet, consectetur adipisicing elit, sed do eiusmod tempor incididunt ut labore et dolore magna aliqua.